Taller mecánico de la CDMX ofrece trabajo seguro a mujeres

En Ciudad, Noticias
¡MÁS ESPACIOS FEMENINOS! | Enrique Ordoñez
¡MÁS ESPACIOS FEMENINOS! | Enrique Ordoñez

Al sur de la CDMX, se encuentra el único taller mecánico rosa de la Ciudad y Estado de México; su nombre es ‘ESFE Centro Automotriz’ liderado y creado por Beatriz Jiménez. Aquí, desde hace dos años se busca a mujeres apasionadas y con ganas de salir adelante en un espacio que desde siempre ha sido ocupado por hombres.

Beatriz lo llama ‘ingenieria rosa’, y vaya que lo es, ya que el taller mecánico que creó hace casi 10 años sobre la carretera Picacho-Ajusco, está completamente pintado de rosa: paredes, letreros, herramientas, y hasta los gatos hidráulicos que usar para poder levantar autos y examinar los motores. Sin embargo, este proyecto que es único en la metrópoli, no ha sido un camino sencillo y mucho menos corto.

Aunque en los últimos dos años, poco después de iniciar la pandemia de covid-19, tomó forma y decidió ofrecer una oportunidad de trabajo seguro y equitativo a mujeres que han soñado con ejercer la mecánica como una profesión, y una manera de sostener su economía familiar.

Historia

“Es una historia larga y llena de sorpresas. Yo soy mercadóloga, hace 16 años conocí a una persona amante de los autos y pusimos un taller en donde se pintaban autos y arreglaban carrocerías. Unos años después decidimos abrir el área de mecánica, y no nos funcionó mucho porque en nuestro primer año sólo tuvimos dos servicios.

“Pensamos en eliminarla, hasta que yo me empeñé en aprender y entender en qué estábamos fallando, en aquel entonces yo sólo manejaba los números de nuestro taller”, relató Beatriz. Fue así que, en su afán por darle vida a su negocio, Beatriz dejó la contabilidad y estudios de mercado, para aprenderle de lleno a la mecánica. Hoy, Beatriz es ingeniera mecánica (su segunda carrera), y además ha tomado infinidad de cursos para entender y saber arreglar cada falla automovilística.

Su mayor reto

Su proyecto más ambicioso inició hace dos años, donde debido a la pandemia, tuvo tiempo de crear manuales y cursos para mujeres que quieren afinar sus conocimientos en la mecánica y hasta de ofrecer empleo a aquellas que están convencidas que pueden lograr muchas cosas con esta nueva profesión en el campo femenino. Muchas mujeres que se inscribieron a su curso no pudieron asistir por falta de apoyo y recursos.

Es por eso que ella no se da por vencida, porque reconoce que los retos seguirán presentando, pero es importante dar a conocer que en un lugar de la CDMX se están buscando mujeres que rompan con una brecha de género.

¿Qué te pareció?
  • Awesome (0%)
  • Interesting (0%)
  • Useful (0%)
  • Boring (0%)
  • Sucks (0%)
.