Dragosth el luchador que rumbea en el ring

En Cuadrilátero, Deportes, Internacional
Con una sonrisa demuestra que en baile también en chingón | Ricardo Martínez
enero 6, 2019 | Jesús Flores Beltrán
¡Pásala! tuvo una entrevista exclusiva con el gladiador que también la rifa en el baile como el cuadrilátero
Figura en el cuadrilátero y maestro de baile, el luchador Dragosth invitó a ¡Pásala! a su académica de baile, llamada ‘Phamton Brothers’, ubicada en Cuautitlán Izcalli, Estado de México, a platicar sobre su pasión por las pistas y los cuadriláteros.
En su academia les enseña a las mujeres como saber mover el bote
“Un día me presenté a una función de lucha libre, la cual llamó mucho mi atención, ya que había muchos chavos de mi edad que empezaban a debutar y fue así cómo me animé a preguntar. En ese momento estaba el profesor El Último Vampiro, quien estaba entrenando en esa época en el auditorio Pablo Colín, en Cuautitlán Izcalli; al otro día fui al entrenamiento, me latió y fue así como me enamoré de la lucha libre”, comentó el gladiador.

EL BAILE LE QUITÓ LO TÍMIDO

Confesó que el baile le quitó lo penoso

Respecto al baile, Dragonsth comentó que en su casa el estudio era primordial, por eso tomó la decisión de entrar al Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA) a estudiar Danza Contemporánea, convirtiéndose en bailarín profesional, carrera que le ayudó bastante a codearse con las mujeres a pesar de su timidez, lo cual le beneficio tiempo después a fundar su propia academia de baile.
“El gusto por dedicarme al baile fue principalmente por las mujeres, en mis tiempos de chavo cuando estudiaba la secundaria, era muy tímido y la única manera de abrazar a una mujer era bailando, y por un amigo que le gustaba bailar, fue que decidí entrar a estudiar al INBA y dedicarme por 12 horas a trabajar cómo bailarín profesional. Pero por la necesidad decidí fundar mi propia academia de baile, donde imparto clases de zumba, cardio y acondicionamiento físico, pues de chico me salí de mi casa, buscaba sobresalir en el lucha o ya siendo un bailarín profesional, aparte de que mi círculo de amistades siempre fue de puros bailarines y luchadores, y gracias a Dios, eso me ha ayudado que me habrán muchas puertas”, declaró el rudazo.

CIUDAD FANTASMA

A pesar de ser rudo en el ring, le gusta enseñar todo lo aprendió en el INBA
Por otro parte, Dragosth afirmó que su nombre de luchador es en honor al municipio de Cuautitlán Izcalli, un pueblo fantasma como él lo considera, pues ahí fue dónde llevó una vida humilde creciendo en casas de cartón, algo que a la fecha no le da vergüenza admitir.
“Anteriormente yo traía un dragón en el pecho de mi traje, idéntica a la de mi mascara y ese dragón significa en el calendario chino fuerza, y lo de ‘Gosth’ que en inglés significa ‘fantasma’ es referencia al lugar donde yo vengo, un municipio fantasma como lo es Cuautitlán”, explicó con mucho orgullo el gladiador.
Su mítico traje es en honor al lugar donde nació: Cuautitlán Izcalli
Finalmente admitió que ambos ámbitos son sus grandes pasiones, pero se siente más agradecido con el arte del pancracio.
“La lucha como el baile son mis grandes pasiones, pero si me preguntas si algún día dejaría la lucha libre, diría que no, ya que gracias a lucha también he llegado hasta donde estoy ahora”, finalizó.
Zumba, Cardio y acondicionamiento físico son las clases que imparte

Lo último

Tomó a todos por sopresa.

Violeta Isfel dio el sí y aflojó el anillo este fin de semana

El anuncio lo hizo a través de sus redes sociales junto a su nuevo marido

Leer más...
Le recitaron un poema al técnico de los Pumas

Doña interrumpió entrevisa pa’ recitarle un poema a Marioni

Los Pumas regresaron de Dallas tras un duelo amistoso ante Pachuca, y a su llegada fueron recibidos por la

Leer más...
Al parecer este no será el año de Micky.

Luis Miguel necesitará terapia auditiva por culpa de sonidista

Gente cercana al cantante afirma que el sonidista subió el volumen al máximo a propósito

Leer más...

Mobile Sliding Menu